Pánico! Guía para vivir en la vida moderna

7,00

(50,00 Pesos Argentinos en librerías).

128 páginas.

Ellas nunca miden las consecuencias. ¿Por qué habrían de hacerlo? Lo suyo es, si se quiere y si se esta de acuerdo, una suerte de servicio a la comunidad. Un manual de instrucciones útiles.

Julieta Fantini, Soledad Toledo
Continuar leyendo

En español

Ellas nunca miden las consecuencias. ¿Por qué habrían de hacerlo? Lo suyo es, si se quiere y si se esta de acuerdo, una suerte de servicio a la comunidad. Un manual de instrucciones útiles. Las claves exactas para leer entrelineas el comportamiento desbocado y maniqueo de ciertas personas o personajes. Ellas los exponen en una radiografía llena de bultos misteriosos, en un blanco y negro desmayado.

Esta ciudad es un lugar cruel lleno de mentirosos, cuyas mentiras serán reveladas a partir de las páginas que siguen. No exagero si te digo que ellas son mi Dorothy Parker y mi Silvina Ocampo privadas.

De noche (por supuesto) y de su mano (casi siempre) me siento un turista sin equipaje dispuesto a desenmascarar a quienes, a continuación, están retratados. Querido lector, si no te encontrás escrachado en estas páginas, anda al Easy a comprarte una vida o escapate ya del museo de cera en el cual vivís. Por mi parte, como un yonqui que acaba de perder la fe en la metadona, voy feliz e inconciente a sumergirme en el Pánico.

Carlitos Julio Carballo

Soledad Toledo – Ex aspirante a todo

Nerd y desertora de oficio. A mitad de camino dejó la Lic. en Historia, el curso de italiano y las clases de tejido a dos agujas. Es considerada muda en algunos círculos sociales por sus escasas intervenciones. Puede pasar días despierta sin hacer algo interesante con su vida más que mirar videos en YouTube y visitar fotologs de desconocidos. Su sueño también es ganarse la lotería, pero para comprarse su propia discoteca y dejar entrar sólo a sus amigos.

Julieta Fantini – Ex ingresante

Genéticamente nerd, se anotó en cuanta carrera universitaria y abandonó luego de finalizado el cursillo. Para tranquilidad de sus padres, al menos terminó comunicación social. Hoy se desempeña en varios trabajos, aunque se prometió a si misma dejar todo cuando Soledad gane la lotería y le dé el 25%, así podrá dedicarse, de una vez por todas, al tejido al crochet: su verdadera pasión.

Cecilia ‘Chux’ Picco (Ilustraciones) – Ex agente de viajes

Nerd de vocación. Convencida de querer hacer algo con su vida, todos los años jura y perjura que comenzará flamenco, tango, tap o cualquier otra danza, pero a lo máximo que llegó es a bailar en el Ojo Bizarro. Los días de lluvia, desde su estudio personal, mira por la ventana y sueña con brumas londinenses, con haber asistido a un recital de Stone Roses en 1990, con príncipes dignos de cuentos de Oscar Wilde, y con ganarse la lotería para viajar en su propio yate por los siete mares.